9. mar., 2022

CLAUDE PARENT

Claude Parent (26 de febrero de 1923 - 27 de febrero de 2016), nacido en Neuilly-sur-Seine, Francia, fue un arquitecto francés.

 

Arquitecto, polemista y teórico, Claude Parent fue la primera persona en Francia en hacer una fuerte ruptura epistemológica con el modernismo, a partir de mediados de la década de 1950. A través de artículos, libros, magníficos manifiestos-dibujos y proyectos construidos, su trabajo nos ha permitido repensar nuestra comprensión y evolucionar nuestra comprensión del espacio. Desde la Maison Drusch (1963) hasta su proyecto para el Musée du Prado (1995), ha tratado de crear discontinuidad cambiando y volcando volúmenes y fracturando el plano horizontal.

 

Esencialmente autodidacta, comenzó su carrera con Ionel Schein, con quien trabajó hasta 1955. También participó en el grupo Espace, fundado en 1951 por los artistas André Bloc y Félix del Marle. El grupo Architecture Principe (1963-68) nació de su encuentro con Paul Virilio. Como fue la aventura de la función oblicua, su innovación a través de la continuidad del plano inclinado, que llevó a la construcción de l'Eglise Sainte-Bernadette-du-Banlay en Nevers (1966).

 

Virilio escribió que “tras el primer orden urbano horizontal del crecimiento de población de las aldeas y las ciudades, y luego un segundo orden vertical de las metrópolis en la modernidad, el grupo Architecture Principe anunciaba la llegada de un tercer orden urbano oblicuo,” un suelo para vivir “donde los pliegues arquitectónicos representan el sinclinal y el anticlinal de la geomorfología de la superficie terrestre.” La arquitectura, también, como parte de la geología. En el 2009, Parent escribía que los científicos nos habían enseñado que la corteza terrestre es una fina costra que recubre una materia literalmente en ebullición, cuya estabilidad es sólo aparente. Los humanos confiamos en la supuesta solidez de esa superficie, sobre todo los arquitectos, “construyendo abrigos que se quieren indestructibles y que borran poco a poco la angustia ancestral de los humanos.”

 

En 1953, en un texto firmado junto con Ionel Schein que reportaba lo sucedido en el 9º congreso C.I.A.M, escribían que «la vivienda» no lo era “si permanece aislada, si la solución arquitectónica elegida no incita al hombre a rebasar el umbral de su puerta.” Quince años después, en marzo de 1968, Parent publicó en L’Architecture d’Ajourd’hui, otro texto titulado La casa, prueba de experimentación, en el que repite la idea de que “la habitación individual aislada, rodeada de un espacio de terreno suficiente para instaurar una distancia superior a la distancia crítica de agresión ya no engendra, en nuestra época, una forma aceptable de aglomeración.” Si bien la vivienda individual puede ser “un laboratorio para la investigación plástica y un pretexto para la investigación formal, que permita todas las audacias dirigidas a la constitución de un nuevo vocabulario arquitectónico,” en general ya no puede entenderse como una forma aislada sino “como un paisaje construido.” Los pliegues y repliegues del suelo, las formaciones sinclinales y anticlinales artificiales de la función oblicua, permiten —e implican— una continuidad entre el espacio urbano y el de la vivienda.

 

Después de la separación de 1968 con Virilio, Claude Parent continuó experimentando, desarrollando y construyendo la función oblicua en sus proyectos (la propia casa de Claude Parent en Neuilly, el apartamento del pintor Andrée Bellaguet), así como en instalaciones temporales en varias Maisons de la Culture (Centros culturales en Francia a finales de los años 60). En 1970, cura y diseña el Pabellón de Francia en la 35ª Bienal de Arte de Venecia, Italia, invitando a artistas como Gérard Mannoni, Gilles Ehrmann, Samuel Buri; François Morellet, Andrée Bellaguet, Jean-Pierre Cousin y Charles Maussion. El diseño espacial de Claude Parent (llamado "La línea de la mayor pendiente") es el primer intento exitoso de construir un espacio oblicuo. Imaginado solo, pero elaborado colectivamente, el pabellón francés es considerado por Parent como "un acto colectivo [...] una acción creativa". Con este evento, Claude Parent transforma al espectador en obras de arte. Este experimento se convierte en su material de trabajo y las reacciones, tanto positivas como negativas, formarán la base del estudio del arquitecto. 

 

Parent también diseñó varios supermercados en "béton brut" o "hormigón crudo" en Ris Orangis (1969) y Sens (1970), entre otros. En 1974, pocos meses después de la crisis del petróleo, EDF (la compañía de producción y distribución de energía de Francia), Parent, de 47 años, se encarga de la coordinación de un grupo de arquitectos que incluyen, entre otros, Paul Andreu, Jean Willerval y Roger Taillibert. Durante los próximos 10 años, lidera el grupo para rediseñar las plantas de energía nuclear y encontrar formas de integrarlas mejor en el paisaje. Los encargos del sector público para el Departamento de Educación francés, el Consejo Regional de Provenza Alpes Costa Azul en Marsella (1991), el centro de intercambio del aeropuerto Charles de Gaulle (1995) y la fachada del Pabellón Francés en la Bienal de Arquitectura de Venecia (1996) son expresiones de su búsqueda del desequilibrio, el movimiento y la fluidez en la arquitectura. Exigente, crítico, provocador y ferozmente obstinado, Claude Parent ha propuesto continuamente lugares de contradicción generando dudas e inquietud y excluyendo cualquier tipo de pasividad con respecto a la arquitectura.

 

Aunque destinado a una carrera como ingeniero en el campo de la aeronáutica, Claude Parent se matriculó en la École Nationale Supérieure des Beaux-Arts de Toulouse en 1943 en el estudio de arquitectura, y luego en 1946 en la École Nationale Supérieure des Beaux-Arts de París. Se fue antes de obtener su diploma en arquitectura, y más tarde fundó su propia firma en 1956, pero solo fue reconocido y admitido en la Orden de Arquitectos en 1966, basado en su experiencia.

 

Académico, Claude Parent es Comandante de la Legión de Honor francesa, Comandante de Artes y Letras, Oficial de las Palmas Académicas y Comendador de la Orden Nacional del Mérito. Los premios se erigen como hitos que marcan toda su carrera: el Gran Premio Nacional de Arquitectura (1979), la medalla de plata de la Academia de Arquitectura, la medalla de la Unión Central de las Artes Decorativas, la medalla de oro de la Sociedad para el Fomento del Progreso y la medalla de la U.I.A por su trabajo en la crítica. En 1994, el crítico de arquitectura y curador Fréderic Migayrou celebra la contribución esencial de Claude Parent y su lugar único en la arquitectura posterior a la Segunda Guerra Mundial, y muchos arquitectos líderes como Jean NouvelFrank GehryThom MayneZaha Hadid lo reconocen como un precursor y una influencia. En 2010, una exposición retrospectiva en la Cité de l'Architecture et du Patrimoine fue dedicada a esta figura importante en la historia de la arquitectura del siglo XX. 

 

Álbum de fotos:

https://www.facebook.com/media/set/?set=a.5738238756191247&type=3

 

Fuente:  https://en.wikipedia.org/wiki/Claude_Parent